may.
12
2022

Las ventajas de alquilar un local en propiedad

Posted 201 days ago ago by Comunicación

Si tienes un local en propiedad que actualmente no utilizas, lo mejor que puedes hacer es alquilarlo para sacarle rentabilidad. A diferencia del alquiler de una vivienda, que, en base a la Ley de Arrendamientos Urbanos, la duración mínima es de cinco años, en un local la duración del contrato de arrendamiento se acuerda entre el propietario y el inquilino. Por lo tanto, si por ejemplo prevés que vas a necesitar el local en dos años, puedes alquilarlo durante este periodo de tiempo.

Si se trata de un inmueble ubicado en una calle poco transitada y que no tiene futuro como establecimiento comercial, no te preocupes. Existen otros muchos usos que se le pueden dar al local, como por ejemplo como espacio para la celebración de fiestas y eventos o como almacén o trastero. Ahora bien, debes consultar los estatutos de la comunidad de vecinos donde se encuentra el local para saber si existe alguna prohibición sobre la actividad que se puede desarrollar en el local.

¿Cuáles son las ventajas?

Una de las principales ventajas de alquilar un local en propiedad es que mantienes la propiedad del inmueble a todos los efectos. Además, en líneas generales, las gestiones de alquiler de un inmueble son sencillas.

De esta manera, el local no permanece vacío, con el consiguiente peligro de que se vaya deteriorando con el tiempo y poco a poco vaya perdiendo valor. El número de okupas en todo tipo de inmuebles ha aumentado de forma exponencial en los últimos años, y alquilarlo es la mejor forma de evitar tener que iniciar un proceso de desahucio por okupación del local.

Además de ser un bien que se revaloriza, el local se convierte en un bien inmueble que ofrece una rentabilidad todos los meses. En caso de tener una hipoteca, con el alquiler puedes pagar una parte, e incluso la totalidad, de la cuota de la misma.

Por supuesto, no hay que olvidar que puede servir a modo de garantía para un préstamo bancario.

Para disfrutar de todas estas ventajas, es fundamental que el local se encuentre en buenas condiciones de habitabilidad. Debes tener en cuenta que no puedes desalojar al inquilino antes de finalizar el contrato si no hay incumplimiento por su parte.

Los mejores consejos para alquilar un local en propiedad

Para alquilar un local de forma sencilla y rápida es requisito indispensable que se encuentre en buenas condiciones. Para ello, antes de ponerlo en alquiler, es necesario reparar todos los desperfectos y limpiar y ordenar el espacio.

Del mismo modo que ocurre en las viviendas, en los locales en alquiler también hay inquilinos morosos. Para evitar encontrarte en la desagradable situación de que el arrendatario no te paga el alquiler, debes tomar las medidas preventivas que sean oportunas.

Tal y como hemos explicado, la duración del contrato de alquiler de un local se rige por la voluntad de las partes. Todo debe quedar plasmado por escrito, y las cláusulas más importantes son: datos del arrendador y arrendatario, renta, fianza, duración del contrato, uso y conservación del local, gastos e impuestos, causas de resolución del contrato y cesión del contrato y subarriendo.

Una vez firmado el contrato de arrendamiento, es importante cambiar el nombre de los suministros al nombre del inquilino. De esta manera, en caso de impago de estos servicios, el arrendatario es el único responsable.

Ahora ya conoces cuáles son las ventajas de alquilar un local en propiedad. Si tienes en cuenta estos consejos, seguro que encuentras un buen arrendatario solvente y de fiar en poco tiempo.