ene.
06
2022

7 consejos para montar un coworking en tu local

Posted 15 days ago ago by Comunicación

El coworking es tendencia, y no se trata de una simple moda pasajera, sino que ha llegado para quedarse. No se trata de una mera oficina con la que los profesionales tratan de ahorrar costes, sino que estos espacios compartidos ponen a su entera disposición diferentes herramientas de trabajo. Además, se fomentan las relaciones entre coworkers, facilitando la interacción con otros proyectos afines.

Los espacios de coworking favorecen en gran medida la generación de una comunidad en la que fluye el ambiente de trabajo colaborativo. Si quieres montar un coworking en tu local, hay varios consejos que debes tener en cuenta.

Público objetivo

Lo primero y más importante es conocer a tu público objetivo. Debes hacer un exhaustivo estudio de mercado para identificar el perfil de coworker y construir una oficina compartida de acuerdo a sus necesidades.

Tipos

Existen diferentes tipos de coworking, siendo dos de los más frecuentes a día de hoy:

  • Educativo: son espacios con una apuesta muy fuerte por la innovación. Deben promover habilidades y competencias esenciales en la vida tanto personal como profesional de los coworkers.
  • Específico: existe la posibilidad de crear un espacio donde se reúnan profesionales de un área de actividad muy concreta, como por ejemplo la robótica o el medio ambiente.

Diseño interior

En lo que respecta al diseño interior, el espacio debe ser lo más diáfano posible. Para que los coworkers puedan trabajar en las mejores condiciones, necesitan tener buena luz natural. La mejor forma de separar espacios es con mamparas de cristal en lugar de tabiques para que la luz natural fluya por todo el local.

Movilidad

Por supuesto, es necesario eliminar barreras arquitectónicas y contar con cuartos de baño y espacios adaptados a personas de movilidad reducida.

Zonas

Aunque depende de las necesidades específicas de los tipos de coworkers para los que montes el espacio, en toda oficina compartida debe haber puestos fijos, puestos flexibles y salas de reuniones.

Muchas personas deciden trabajar de forma continua en un espacio de coworking y alquilan un puesto fijo, de manera que siempre trabajan siempre en el mismo sitio. En ocasiones, la necesidad de salir a vender o las reuniones fuera de la oficina hacen que no se necesite un puesto estable para trabajar.

El coworking flexible es una zona de trabajo a la que los coworkers pueden ir cuando quieran y beneficiarse de los beneficios que les ofrece la comunidad y el ambiente de trabajo.

También es conveniente instalar un zona de descanso donde los coworkers puedan estar a gusto e interactuar entre ellos.

Decoración

En lo que se refiere a la decoración, hay que encontrar el punto de equilibrio entre la sencillez y la calidad. El blanco debe ser el color protagonista ya que aporta sensación de amplitud y limpieza y, además, multiplica la luminosidad.

En espacios con luz natural, conviene colocar estores que la difuminen para evitar reflejos en la pantalla. Para la iluminación artificial, elige lámparas de techo generales y flexos individuales en cada puesto.

Servicios

Y, por último, es muy importante tener un ambiente creativo y cómodo, pero lo es aún más proporcionar un excelente servicio a los coworkers, como por ejemplo acceso 24/7 e Internet de alta velocidad.

Por supuesto, la oficina compartida debe disponer de todos los servicios de agua, luz, teléfono y gas de forma ilimitada.

Estos son los principales consejos si quieres montar un coworking en tu local. Cada vez se están abriendo más espacios de este tipo en ciudades de todo el mundo.